Carola Labrador, mamá de Candela Rodríguez, la nena de 11 años que había sido secuestrada y luego apareció asesinada en agosto de 2011, sorprendió a todos al desistir de acusar a Miguel Ángel “Mameluco” Villalba, el capo narco que habría ordenado la muerte de la nena.

Este martes, la mujer presentó un escrito ante el Tribunal Oral N°6 de Morón mediante el cual renunció a la acusación contra los autores intelectuales del crimen de su hija.

Durante el segundo juicio que se lleva adelante por la muerte de la nena, uno de los acusados es Villalba, quien está detenido en el Complejo Penitenciario de Ezeiza por otras causas.

Fue el abogado de la familia, Fabián Améndola, el encargado de presentar el escrito donde Labrador renuncia a su rol de particular damnificada.

El escrito presentado por la mamá de Candela Rodríguez

“Durante todo este calvario hemos tenido que soportar, como si fuera un peso extra a la cruz que cargamos, la actitud de los fiscales que, lejos de darnos esperanza de hallar justicia, lo único que han hecho es sumirnos en la oscuridad y producirnos todavía más dolor, dirigiendo sus embates contra nuestra familia”, dice el escrito.

Su actitud inquisidora, sus elucubraciones, su voluntad para echar sospechas sobre una familia desgarrada y devastada por el dolor, han sido en todo este proceso actos verdaderamente canallescos que solo hemos soportado para no demorar el proceso de Justicia y castigo para con los asesinos de Candela. Este accionar denigrante se repite nuevamente en este debate tal como en el anterior donde del mismo modo que aquí han ensuciado a la familia”, agregó Carola.

“No podemos olvidarnos que el Ministerio Público es un ente único independientemente de quienes hoy lo representen, y en este sentido carga con toda la culpa de una ineficaz investigación, que ha llegado incluso a los extremos de falsear pruebas detrás de siniestros intereses”, prosiguió el texto.

El capo narco que habría ordenado la muerte de Candela.
El capo narco que habría ordenado la muerte de Candela.Por: twitter

Y siguió diciendo: “Solo les interesa dirigir sus golpes contra la familia, echando siempre el mismo manto de sospecha, para de este modo distorsionar la realidad de los hechos en los cuales el propio Ministerio Público es el gran responsable, y hasta ahora sin sanción”.

“Que lo que verdaderamente nos motiva a apartarnos de la figura del particular damnificado, es la desconfianza; la impericia; la desidia y el no encontrar justificativo para profundizar el dolor. Desconfiamos de quienes se han mostrado y se muestran empeñados en sostener la mentira, vaya a saber a caballo de qué oscuros intereses”, finalizó.

Compartir en redes sociales

Deja un comentario