Sáenz supervisó en Rosario de la Frontera y Metán las acciones sanitarias por la situación epidemiológica

El gobernador Gustavo Sáenz supervisó esta mañana en Rosario de la Frontera, la instalación del hospital de campaña con capacidad para 20 camas equipadas para la atención sanitaria COVID-19, que el Ejército está montando en el predio del hospital Melchora Figueroa de Cornejo. También se interiorizó sobre la campaña de vacunación que se realiza en el municipio.

Luego se trasladó al hospital del Carmen, en la ciudad de Metán, donde verificó el estado de avance de las obras para la ampliación del nosocomio y el sector en que próximamente se habilitará la UTI “para tener por primera vez en 80 años lo que les corresponde: camas de terapia intensiva en Metán”, destacó el Gobernador.

”Estamos siempre presente donde la gente nos necesita, viendo las necesidades para resolverlas rápidamente”, indicó el Gobernador quien estuvo acompañado por el ministro de Salud Pública Juan José Esteban, el secretario general de la Gobernación Matías Posadas y el presidente del COE Francisco Aguilar.

En Rosario de la Frontera y en Metán, Sáenz destacó especialmente la labor de los médicos y enfermeros que trabajan en el contexto de la pandemia “por la dedicación y responsabilidad que están demostrando, apoyando a la salud pública en la primera línea para librar la batalla contra este virus”.

Al evaluar la situación sanitaria del sur provincial, Sáenz indicó que el Estado está dotando de más camas para pacientes COVID-19, pero “los recursos humanos son fundamentales y hoy no dan abasto, por lo cual es fundamental la responsabilidad social”.

En Rosario de la Frontera, se está montando un hospital de campaña que se está concretando tras el pedido realizado por el hospital Melchora Figueroa de Cornejo de Rosario de la Frontera al Ministerio de Salud Pública que canalizó la solicitud a la Comandancia de la Quinta Brigada de Montaña de Salta “General Manuel Belgrano”.

Este nuevo espacio tiene 50 m 2 y con las 20 camas se aumenta la capacidad de atención a los pacientes leves y moderados COVID-19 que requieran asistencia de oxígeno medicinal. Cada cama está distanciada a dos metros de la otra y posee, durante todo el día, la cobertura de seis enfermeros. Respecto a la atención médica, el espacio está cubierto por los mismos profesionales del establecimiento.

El hospital Melchora Figueroa de Cornejo es de tercer nivel de complejidad, donde se desempeñan más de 300 trabajadores y tiene servicio de Ginecología, Traumatología, Cirugía General, Clínica Médica, Terapia Intensiva, Salud Mental y Asistencia Social.

 

Fuente: Secretaría de Prensa y Comunicación

Compartir en redes sociales

Deja un comentario