Murió por coronavirus el cantante de folklore Chacho Cruz.

Ayer por la tarde, Victor Adrián Occhiuzzi, un músico de folklore que se presentaba bajo el nombre artístico de Chacho Cruz y trabajaba también como taxista, murió luego de haber sufrido un paro respiratorio con un cuadro de COVID-19.

Entre ese sábado y la tarde del lunes, la salud del cantante empeoró y sus hijos informaron sobre su estado minuto a minuto a través de sus redes. Victor debió ser internado y asistido con oxígeno, luego sufrió un paro respiratorio y en pocas horas quedó intubado y en coma inducido. “Solo el milagro de Dios queda”, escribió su hijo Fabián el lunes temprano.

“Hicimos tantas cosas juntos. Él por su lado, solo, como Chacho Cruz. Él se fue. Estábamos bárbaros. Lo llamaron el martes pasado para que se presentara el miércoles a darse la segunda dosis contra el COVID-19. Fue contento, decía que iba a estar bárbaro porque iba a tener la segunda dosis. A las pocas horas de volver a casa se empezó a sentir mal, con falta de aire, muchos inconvenientes de su cuerpo que no los tenía. Fue empeorando hasta que lo internaron en el Hospital Español. Se atendía ahí por PAMI”, expresó en un audio Paloma, viuda del músico.

Finalmente, algunas horas más tarde, Occhiuzzi, nacido en Salta y criado en el barrio porteño de Mataderos, falleció. Este martes por la mañana, amigos y familiares despidieron sus restos en el Cementerio de Flores. Sus hijos y nietos también lo despidieron en redes sociales con el recuerdo de su carrera artística y su pasión por la música folclórica argentina.

 

fuente: Infobae

Compartir en redes sociales

Deja un comentario