Austria se convirtió este jueves en el primer país de la Unión Europea (UE) en imponer la inoculación anticovid obligatoria, con multas para quienes no se vacunen, para tratar de frenar la propagación de la enfermedad, pese a la oposición que esta medida despierta en algunos sectores de la población.

“La vacunación es la oportunidad para que nuestra sociedad logre una libertad sostenible y continua, sin que el virus nos limite”, dijo el jefe de Gobierno, Karl Nehammer, antes de comenzar la sesión en la que se votó la ley.

La medida, que entrará en vigor el 4 de febrero, fue aprobada en el Parlamento austríaco por 137 votos a favor y 33 en contra, informó la agencia de noticias AFP.

El proyecto de ley fue anunciado en noviembre y tuvo el apoyo de los Verdes, el partido liberal y el socialdemócrata.

Solo la extrema derecha se opuso, escudándose en la protección de las libertades individuales, uno de los argumentos de los grupos antivacunas.

A partir de ahora la negativa a vacunarse tendrá multas de 600 a 3.600 euros, pero serán anuladas si el infractor se inmuniza en un lapso de dos semanas.

Los controles sobre el cumplimiento de la inmunización comenzarán en marzo, mientras que los menores de 14 años no podrán ser sancionados.

Decenas de miles de austríacos se manifiestan desde hace meses casi todos los fines de semana contra el proyecto de ley, algo que obligó al Gobierno a reforzar la protección de los centros de vacunación y de testeos Covid-19.

 

fuente: Télam

Compartir en redes sociales

Por Cristian

Deja un comentario